Boletín de noticias:

Geometría Sagrada, el secreto de la vida

 

La ciencia del Antiguo Egipto gozó siempre de gran prestigio desde tiempos remotos. Es enormemente significativo el alto nivel que desarrolló esta antigua civilización y la amplitud de conocimientos que llegó a dominar. La tradición refleja que los hombres sabios de la Antigua Grecia, habían ido a aprender a Egipto, donde existía una ciencia venerable y un elevado nivel de conocimientos científicos. La Geometría Sagrada es una rama de la ciencia del Antiguo Egipto, que se centra en el estudio de los principios y técnicas a través de las cuales, el Poder Divino Invisible, el Único Hacedor, la Única Fuerza Causativa y Activa, sustenta toda la Creación.

 

El Universo, Dios, el Padre, lo Absoluto, la Fuente, elGran Arquitecto o como queramos denominarlo cada uno, lleva a cabo su voluntad de expresión a través de una estructura o un lenguaje. Esta estructura o lenguaje está compuesta principalmente por dos elementos básicos: energía y geometría, tinta y escritura.

 

imagen_protegida

Geometría Sagrada del Gran Octaedro de Guiza.

Imagen protegida por derechos de autor, prohibida su reproducción integra o parcial mediante procedimientos mecánicos o electrónicos como libros, internet, televisión o web TV, sin la autorización del autor.

Iván Paíno 2011®.

 

La voluntad de Dios es el generador que alimenta todos los poderes, es la fuerza que inicia todos los procesos de vida, es el poder de la voluntad de Dios, quien rige todos los procesos evolutivos en la naturaleza. Es una voluntad guiada por una sabiduría infinita, que no tiene límites, y que opera en todos los cuerpos y en todas las cosas.

 

"Hay una fuerza motriz más poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atómica: la voluntad".

 

                                                                                                                            

Albert Einstein. 

 

Para que la voluntad de Dios pueda ser expresada, necesita la determinación de la intención. La intención es un deseo fuerte y bien expresado, para lograr un fin determinado. La geometría, es el vehículo de expresión de la intención de Dios, es la manera en la que direcciona la energía de forma correcta, para producir el efecto deseado de su voluntad en toda forma de manifestación. La energía o vibración cósmica original, es el poder o la frecuencia más elevada de la voluntad de Dios.

 

El cuerpo físico es un conjunto de células compuestas por millones de moléculas en movimiento, éstas a su vez están formadas de átomos que giran vertiginosamente constituidos de protones, electrones, neutrones, positrones y mesones, que también giran con gran rapidez en el espacio, relativamente inmenso, que existe dentro de un átomo. La intención de la voluntad de Dios, teje estas diminutas formas de energía en patrones geométricos de naturaleza fractal, para manifestarse a sí mismo, por ejemplo, como un ser humano. Todo lo que existe en la naturaleza, es una forma o patrón, que está recargándose constantemente de energía cósmica.

 

El Universo es un gran libro escrito en el lenguaje de la Geometría Sagrada, sus caracteres son circunferencias, triángulos, pentágonos, hexágonos y otros polígonos y figuras; la vibración cósmica original, se encarga de aportar la energía de vida necesaria, para convertir este libro en la fantástica danza de las diferentes realidades, donde la conciencia evoluciona.

 

La razón por la cual, se denomina sagrada, a este tipo de geometría, es debido a que Dios, como Todo lo manifestado, se expande oculto bajo este código en toda la creación vibratoria. La conciencia es la energía que opera y se expresa dentro. Estos conceptos son los pilares básicos donde se asienta el esoterismo y el gnosticismo, de ahí la creencia básica de que en la Geometría Sagrada, existen ciertas relaciones entre la geometría, la matemática, la espiritualidad y diversos conceptos místicos.

 

Las formas y proporciones a través de las cuales se expresa el Gran Arquitecto, se sustentan mediante una serie de constantes matemáticas denominadas “sagradas”. Estas constantes sagradas son las siguientes;  Phi, Pi, Euler, Raíz de 2 (el cuadrado y su diagonal), Raíz de 3 (la Vesica Piscis y su eje) y Raíz de 5 (el doble cuadrado y su diagonal). Platón consideró que todos estos números irracionales, descubiertos por los pitagóricos, excepto Euler definido años después, en el siglo XVIII, eran de una particular importancia, además de ser considerados como la llave a la física del Cosmos. Esta opinión tuvo una gran influencia en muchos filósofos y matemáticos posteriores, en particular los neoplatónicos.

 

Visita http://origensideral.es/wordpress/geometria-sagrada-de-la-gran-piramide/

pleca2